dermatologia en linea
dermatologos en linea
 
CEFALEA EN NIÑOS
Sin pérdida de conciencia Riesgo: menos de 1 por 5000 pacientes tienen lesiones intracraneales que
requieren manejo médico o neuroquirúrgico. Realización de anamnesis y examen físico completos. Descartar
alteración neurológica inicial y politrauma. Observación: monitorización regular del examen físico y
neurológico. Duración 24 horas, podrá realizarse en casa bajo el cuidado de un adulto competente
(Recomendación B22). En el último caso se indicará por escrito a los parientes las señales de alarma para
regresar a Urgencias. Imágenes: no recomendadas en forma inicial (Recomendación B22).
2. Con pérdida de la conciencia breve (menor de 1 minuto) Riesgo: la necesidad de intervención
neuroquirúrgica varía desde 0.02 hasta 5%. Realización de anamnesis y examen físico completos. Descartar
alteración neurológica inicial y politrauma. Observación: monitorización regular del examen físico y
neurológico durante 4 a 6 horas en Urgencias, luego podría continuarse en casa con recomendaciones
escritas y control por consulta externa de pediatría.  Imágenes: no recomendadas en forma inicial
(Recomendación B22), pero puede considerarse realizar TAC cerebral a juicio del clínico o si hay deterioro
del examen neurológico o si hay presencia durante la observación de cefalea constante y vómitos
incoercibles.
Manejo: Los niños sin alteración neurológica a los cuales se les realice por algún motivo TAC cerebral y esta
sea normal pueden ser dados de alta y observados en casa.
EVALUACIÓN EN EL TCE MODERADO O SEVERO El manejo general del paciente con trauma
craneoencefálico moderado o severo seguirá la secuencia de reanimación en trauma. Las intervenciones
buscan evitar la hipoxia y mantener la presión de perfusión cerebral para reducir las lesiones secundarias.
Realizar suturas en piel no es prioritario para la vida del niño y se efectuarán después de la evaluación
primaria. Diversas asociaciones médicas relacionadas con trauma, neurología, neurocirugía y cuidado
intensivo en el campo pediátrico realizaron una guía clínica basada en la evidencia para el manejo del TCE
severo (PG 3-8) en menores de 18 años, la mayoría de las recomendaciones dadas a continuación respecto
a TCE severo provienen de esta23. Se establecieron “estándares” basados en evidencia clase I (ensayos
clínicos controlados) o fuerte evidencia clase II (estudios de cohorte, casos y controles), “guías” con
evidencia clase II o fuerte evidencia clase III (series de casos, opiniones de expertos) y “opciones” con
evidencia clase III.
Fase prehospitalaria: El cuidado en el período postrauma inmediato es fundamental para disminuir la lesión
secundaria, por lo tanto el personal del área de la salud que atiende inicialmente al niño y lo transporta es
muy importante en el resultado final.
• Los niños con TCE severo tienen más probabilidad de sobrevivir si son tratados en centros pediátricos de
trauma y deben ser enviados allí directamente (guía) o en forma alternativa a centros de trauma de adultos
que tengan secciones, equipo y personal dedicado a trauma pediátrico (opción).
• Debe evitarse la hipoxia durante el traslado del niño a la institución y corregirla inmediatamente si la hay,
debe suplementarse oxígeno (guía). No existe evidencia que muestre ventaja de la intubación traqueal sobre
ventilación con bolsa-válvulamascarilla (ambú o bolsa de ventilación de anestesia) en el manejo
prehospitalario. Si se instituye la intubación traqueal prehospitalaria el personal debe tener entrenamiento
especializado y contar con capnografía (opción).
• No se recomienda la hiperventilación profiláctica durante la fase prehospitalaria, pero si hay deterioro
neurológico agudo o signos de herniación después de corregir la hipotensión e hipoxemia puede
hiperventilarse levemente con FR mayor o igual a 30 rpm en lactantes y preescolares, 25 en escolares y 20
en el adolescente (opción).